Consejos para cuidar tus piezas

Nuestra piezas están realizadas con piel, plata, baño de plata, zamak y bronc. La humedad del ambiente, roce con líquidos o el contacto con la piel, con el tiempo puede producir cambios de color en la capa superficial, pero es muy fácil de limpiar y devolverle su brillo inicial, sólo hay que frotar suavemente con una gamuza de limpiadora de plata.

Te damos los siguientes consejos para que tus artículos te duren más tiempo como el primer:

- Procura evitar tareas en la que se produzca mucha fricción con el artículo, no la lleves puesta al dormir o hacer deporte

- Intenta no mojar tus piezas ni ducharte con ellas puestas

- Cuando las guardes, debe ser en un lugar seco, lejos de la humedad

- Consérvalas separadas para que no rocen con otras piezas al guardarlas

- Limpiar de vez en cuando con gamuza de limpiar plata

- Póntela después de que tu perfume/crema se haya secado, pues al entrar en contacto, los químicos pueden estropearla